3 ejercicios básicos para flexibilizar la mano del arco antes de tocar el violín

Estos tres ejercicios te ayudarán a desarrollar una mayor consciencia de los movimientos de tu mano del arco, así como a flexibilizar y tonificar la musculatura de la mano del arco para que cuando toques su respuesta sea firme, delicada y flexible al mismo tiempo.

El primero de ellos lo llamo el Ejecicio de “abrir-cerrar” los dedos de la mano:

Consiste en – sosteniendo con la otra mano la punta del arco- hacer movimientos de apertura y cierre horizontales de los dedos de la mano.

La idea es hacer los movimientos lo más “pegado” posible a la vara del arco, para que el esfuerzo en nuestra musculatura sea lateral y no vertical.

Es muy importante no excederse en el tiempo de práctica de estos ejercicios. Un buen indicador es cuando ya sientes un poco cansada la mano. Nunca deberías llegar al punto de dolor cuando lo haces, si has llegado, significa que te has pasado.

El segundo ejercicio lo llamo “Balancear el arco”:

Dejando apoyada la punta del arco en la mano contraria, el ejercicio consiste en balancear el arco haciendo presión progresivamente en la punta del dedo meñique contra la vara del arco.

La idea es que teniendo la mano relajada, firme y flexible, sin necesidad de hacer ningún movimiento extra, el arco pueda balancearse o bascular desde los 0º a los 90º solamente con la fuerza ejercida por el meñique.

Nuevamente ten cuidado de no repetirlo en demasía y permítete sentir el movimiento haciendo pausas grandes entre los intentos.

Al principio el meñique se suele resbalar, es normal, requiere un poco de tiempo y maña hasta que generes la costumbre.

El tercero de los ejercicio lo llamo “alejar-acercar” el arco con los dedos:

Sujetando con la mano contraria la punta del arco, el ejercicio consiste en acercar y alejar la vara del arco de la base de la mano (o de la muñeca) con movimientos de ida y vuelta, usando para ello solamente el movimiento de flexión de los dedos (incluido el pulgar).

De los tres ejercicios, los violinistas que estudian conmigo suelen decirme que este es el que más les cuesta.

Ciertamente tiene algo de mayor dificultad dado que a menudo aparece una sensación de ansiedad de que vaya a caer el arco al alejarlo. Es especialmente bueno para aprender a notar nuestros dedos y flexibilizar nuestra mano del arco.

Espero que os sean de utilidad estos tres pequeños ejercicios.

Hasta la próxima!

Marko

Afinar con marcadores y afinador o sin ellos al tocar el violín

afinador-cromatico-violinAfinar con marcadores y afinadores o sin marcadores y afinadores es una de las cuestiones que muchos violinistas principiantes se plantean.

marcadores dedos violinVoy a comenzar diciendo que desaconsejo estos métodos y voy a explicar por qué.

Lo desaconsejo porque hace que el violinista que está comenzando a tocar asocie una posición visual al dedo relacionándolo con la nota correspondiente como única guía.

A la hora de afinar las notas al tocar el violín, lo más indicado es intentar implicar el mayor número de sentidos posible: auditivo, visual y kinestésico. Seguir leyendo Afinar con marcadores y afinador o sin ellos al tocar el violín

Usando la voz de 6 formas para conocer una pieza antes de tocarla con el violín.

Conocer una pieza profundamente antes tan siquiera de coger el violín y comenzar a leerla es fundamental.

La cantidad de motivos que hay para sostener esta afirmación es enorme:

  • Si conoces la pieza antes de comenzar a tocarla, puedes fijarte en innumerables detalles de la misma que no podrías fijarte si comenzases tocándola directamente con el violín.
  • Si conoces la pieza antes de tocarla con el violín, puedes plantearte muchas preguntas sobre cómo quieres tocarla que no podrías plantearte tocándola directamente.
  • Si la conoces de antemano, cometeras infinítamente menos errores de lectura con el violín, haciendo que tu experiencia sea mucho más agradable.
  • Si la conoces de antemano, cuando la comiences a leer y estudiar con el violín tendrás mucho más espacio psicológico para escucharte a tí mismo y saber analizar mejor lo que sale y lo que no. Sabrás resolver mucho mejor por tí mismo los problemas.

En todos mis años de estudio del violín nadie me enseñó esto y la verdad es que me hubiese ahorrado muchísimas horas de mi vida y frustraciones de haberlo sabido.

Los violinistas que estudian conmigo, todos aprenden este ejercicio que te voy a mostrar a continuación y sus resultados mejoran considerablemente, acortando enormemente el tiempo de estudio y la frustración por los errores a la par que el grado de placer y disfrute de preparar una pieza aumenta exponencialmente.

Las seis partes de este ejercicio se hacen sin violín, aunque si quieres lo puedes sujetar mientras procedes a hacer el ejercicio, eso es según tu conveniencia.

Vamos a tomar la pequeña cancion de Twinkle twinkle little star como ejemplo:

violin twinkle twinkle little star1. Canta con do-re-mi-fa-sol-la-si-do a una velocidad tranquila la pieza. Entonando las alturas (o intentándolo aunque no aciertes las alturas) a la par que los nombres de las notas, es decir, ejercicio de solfeo estándar:

La-la-mi-mi-fa-fa-miiiiiii, re-re-do-do-si-si-laaaa…

2. Canta con do-re-mi-fa-sol-la-si-do la pieza entera incluyendo las alteraciones que aparecen en la pieza:

La-la-mi-mi-fasostenido-fasostenido-miiiiiiiiii,

Re-re-dosostenido-dosostenido-si-si-laaaaaaa…

3. Canta ahora la pieza entera con 0-1-2-3-4, es decir las digitaciones (los dedos que empleas para tocar la pieza entera). 0 para cuerdas libres, 1 para primer dedo, 2 para el segundo dedo, 3 para el tercer dedo, 4 para el cuarto dedo y puedes usar el 5 para cantar cuando haces un cuarto dedo sobreextendido:

cero-cero-cero-cero-uno-uno-cerooo,

tres-tres-dos-dos-uno-uno-cerooo…

4. Canta la pieza con las digitaciones 0-1-2-3-4-(5) incluyendo un elemento rítmico como dar palmas o bodypercussion de cualquier tipo. (p)=palmada.

(p)cero-(p)cero-(p)cero-(p)cero-(p)uno-(p)uno-(p)cero(p)ooo,

(p)tres-(p)tres-(p)dos-(p)dos-(p)uno-(p)uno-(p)cero(p)ooo…

5. Canta con na-na-na-na-na la pieza expresando con tu cantar todos los matices dinámicos, agógicos y la intensidad musical. (f, p. mf, reguladores, stacatos, puntuaciones, matices, dolces, ritardandos, etc…)

na-nana-naNA-NANAAAA, NANA-nana-nananaaaaa

(por ejemplo)

6. Cantando una combinación de varias opciones al mismo tiempo añadiendo tantos elementos como sea posible y/o mezclándolos a placer hasta convertir el cantar en una narración, en una historia en la que vas cantando el transcurso de lo que posteriormente tocarás.

Hacer este ejercicio te ayudará enormemente a sentirte preparado o preparada para tocar con mucha mayor libertad y tranquilidad de conocer lo que estás tocando, pudiendo así tener espacio psicológico para pensar lo que quieres expresar, escuchar lo que estás expresando, analizar los problemas, determinar soluciones efectivas y sobretodo disfrutar del sonido que estás emitiendo.

Espero que te sea de ayuda!

Hasta pronto!

Marko Vlahovic